Mi experiencia con las pastillas de eyaculación precoz

La eyaculación precoz es una disfunción que muchos suelen atravesar, incide en gran medida en el autoestima del hombre, llevándolo a sentir una gran frustración por no complacer a su pareja de turno o su compañera de vida estable, lo digo con total certeza pues desde mi experiencia, pude constatar que la eyaculación precoz puede llegar a ser un problema realmente grave y frustrante cuando no se cuenta con la orientación pertinente para conseguir una solución realmente efectiva.

Mi experiencia con las pastillas de eyaculación precoz

En mi caso, voy a ser claro: nunca supe complacer sexualmente a una mujer. Desde bien joven empecé a sufrir de eyaculación precoz. Y es que, aun cuando quería cumplir con mi esposa en el aspecto íntimo y buscaba cierto tiempo para disfrutar de las relaciones maritales, no me era posible complacerla, la duración era realmente breve y por más que lo intentaba no podía mantener el control de mi eyaculación.

Las pastillas para la eyaculación precoz, ¡una solución desesperada!

Después de pasar algunos meses con el autoestima por el suelo, frustrado, avergonzado, pensé que necesitaba acabar con mí problema de una buena vez, no podía seguir en la negación, de manera que acepté ayuda y decidí probar unas pastillas que decían ser la solución efectiva para terminar con la eyaculación precoz. Aunque desearía contarles que allí fue el fin de mí problema, lamento informarles que por el contrario, éstas sumaron más inconvenientes a mí vida, pues no solo no me ayudaron a controlar la eyaculación ni a durar más en la cama, sino que además, no me permitían disfrutar plenamente del sexo como esperaba, solo me crearon dependencia, por lo que, si no las tenía a la mano, prefería evitar las relaciones sexuales a toda costa.

De manera que, lo que parecía iba a acercarme más a mí pareja y al disfrute de la intimidad con ella, terminó por alejarme aún más de ella y de toda experiencia sexual.

Las pastillas para la eyaculación precoz; ¡Una solución desesperada!

Seguramente algunos pensarán que no probé las pastillas adecuadas, que simplemente me topé con algunas de mala calidad o que alguien sin escrúpulos me hizo víctima de una buena estafa, pues bien, debo aclararles que llegué a tomar pastillas en varias ocasiones, es decir, cuando las primeras no me funcionaron, decidí darle la oportunidad a otra marca, hice esto con tres marcas distintas y para mí sorpresa y desconsuelo, con todas me fue mal, cada una peor que la otra.

Fue una época bastante difícil, porque al reconocer mi problema de eyaculación precoz y aceptar ayuda, me había imaginado que todo este tema frustrante se acabaría, pero jamás pensé que empeoraría como lo hizo, así que llegué al punto de darme por vencido, las noches que llegaba temprano a casa, me inventaba cualquier excusa para ni siquiera intentar tener relaciones con mí esposa, pues finalmente, siempre sentía que ella quedaba insatisfecha y era defrauda vez tras vez.

Como era de esperarse, el aspecto íntimo trascendió y se vislumbraba el divorcio, tan grave así era nuestra situación, hasta que un muy buen día, mí esposa tuvo acceso a una información muy valiosa sobre la reeducación sexual y nuestra vida dio un verdadero giro. Ahora recomiendo plenamente a todo el que esté atravesando por la eyaculación precoz o alguna disfunción sexual, que antes de buscar cualquier solución farmacológica, evalúe muy bien qué puede estar afectando su vida íntima, en mí caso, indudablemente fue el estrés y el cansancio debido a una muy mala administración del tiempo y el hecho de asumir más responsabilidades de las que podía realmente cumplir para poder dejar espacio para mí pareja, mí familia y amigos.

cambbia tu vida sexual

Así pues, recomiendo ampliamente que, luego de que observen cuales son las causas del problema, se enfoquen entonces en solucionarlo en conjunto con su pareja si la tienen, pues las disfunciones sexuales terminan afectando a las dos partes involucradas en el acto sexual. De manera que, la reeducación sexual es la mejor alternativa para que juntos, puedan superar los problemas de la intimidad definitivamente.

Si están dispuestos a evaluar y modificar lo que han aprendido erróneamente acerca del sexo o a recuperar la llama perdida por el estrés de la rutina o las cargas del trabajo y demás responsabilidades, pueden sentirse aliviados porque solo deben comenzar juntos un proceso continuo que pasa por la reeducación sexual para lograr acabar con la eyaculación precoz.

¡No caigas en las falsas promesas de los fármacos y comienza ahora mismo con determinación a cambiar tu vida sexual!